Hormigón

desactivado

El Pavimento de Hormigón Desactivado es un hormigón especial fabricado en central, que a través de una cuidada selección de áridos y reforzado con microfibras de polipropileno, se consigue una vez desactivada su capa superficial, un pavimento ornamental con aspecto de árido visto. Además de la diversidad de acabados y colores, es de destacar la rapidez y comodidad de su puesta en obra, a la vez que económico y versátil.

hormigón desactivado

Se caracteriza por su resistencia, durabilidad, e integración perfecta para todas sus aplicaciones y finalidades. Es ideal para zonas comunes, aceras, aparcamientos, plazas, caminos privados, paseos, etc.

  • Su aplicación es relativamente rápida en comparación a otros materiales y formas.
  • El Hormigón desactivado no se hunde ni se deforma, al contrario que la grava, los adoquines o asfalto.
  • No permite que crezcan malas hierbas.
  • El hormigón puede limpiarse fácilmente por lo que su mantenimiento es mínimo gracias a la capa protectora especial para este sistema de pavimentación.
  • Los colorantes endurecedores y lacas de protección son resistentes a la acción de rayos UV y el en tiempo.
  • Producto ecológico 100% reciclable.